25 octubre 2011

burro de anacoreta

Photobucket
Arte: José Guadalupe Posada


En pueblo y aldea ignorada
y en la rural población,
del chamaco la instrucción
yace dada a la trompada;
maestros que no saben nada,
más que cobrar a placer,
y aún llegan a sostener
tales nocivos señores,
que un pueblo de agricultores
no debe escribir ni leer.

Con ente tan ordinaro,
nuestra población rural
ni siquiera aprende mal
a leer en silabario;
pero eso sí, al vecindario
le cobran contribución
para pública instrucción,
que es burro de anacoreta:
no puede andar porque a dieta
lo tienen en un rincón.


Publicar un comentario